Productos

Kit de Regalo

Del grano de la pimienta se pueden obtener tres presentaciones:

Pimienta negra

Posee un sabor picante, ni dulce ni salado por lo que puede emplearse con ambos tipos de comida.
Los granos enteros se usan para sazonar caldos, guisos líquidos y en charcutería. Molida ligeramente, se añade en las mezclas de especias secas y adobos.
El mejor modo de emplear la pimienta sigue siendo el clásico, dar unas vueltas al molinillo por encima del producto cocinado poco antes de servir.

Pimienta verde

Con un sabor algo más suave y frutal aunque
picante, se puede añadir a la mayonesa para
mariscos o ensaladas de huevos e incluso agregarla
a las salsas que se sirven con pescados, pollos y
carnes e incluso en algunos artículos de charcutería.

Pimienta blanca

El grano maduro es fermentado para quitarle la cáscara y los granos que quedan son secados para obtener el producto final; la pimienta blanca en grano es más picante que la negra pero no tiene el perfume y sabor de la pimienta negra.
Se emplea cuando se quiere dar sabor de pimienta a una salsa blanca, platos de huevos, carnes, pollo y pescado, sopas ligeras o mayonesa.

Conoce más

Pimienta Tulkana

Cultivada en la finca Balcones & Manantiales, ubicada en el municipio de Tarso, departamento de Antioquia, y también por indígenas en el departamento del
Putumayo, Colombia – Suramérica.

Hace aproximadamente 20 años un grupo de campesinos del Putumayo le apostó a la pimienta como alternativa para su sustento y dejar atrás los cultivos de coca, pues sabían que los cultivos ilícitos traían el sufrimiento de la violencia y consecuencias legales.

No fue fácil erradicar estos cultivos, esperar los años requeridos hasta la producción y con la presión de los grupos armados ilegales; pero la perseverancia ganó, y ahora el Putumayo se distingue por ser la región productora de Pimienta de excelente calidad en Colombia.

Desde el Putumayo llegó la pimienta a la Finca Balcones & Manantiales, ubicada en las agrestes laderas del suroeste antioqueno en las estribaciones de la Cordillera Occidental, muy cerca al Río Cauca.

Pimienta Tulkana, producción y comercialización de pimienta de Antioquia y del Putumayo.

Origen de la pimienta

La historia de la pimienta comienza a escribirse junto con las grandes conquistas. Alejandro “El Grande” de Macedonia (356 – 323 a.C.), al expandir su imperio hacia el Este, iba en busca de “especias” y su lugar de origen, ocasionando que, por vez primera los europeos que le seguían comenzaran a familiarizarse con esos sabores, adquiriendo así el hábito de consumirlas.

Con el paso de los años la pimienta ha ido tomando gran importancia dentro de la fabricación de alimentos, ya que este producto puede ser encontrado desde la comida árabe, pasando por el mole mexicano, la comida francesa, italiana y estadounidense.

Su área principal de producción está en los trópicos asiáticos; Es una de las especias de uso más antiguo; su domesticación ocurrió probablemente en la India, de allí se extendió al archipiélago Indomalayo, llevada por los colonizadores Hindúes más o menos en el año 100 A.C. a Europa antes de la era cristiana. Sin embargo fue después que los árabes abrieran el camino de las especias entre India y Europa, en los siglos X a XII, que la pimienta alcanzó altos precios y fue uno de los incentivos más poderosos para iniciar las grandes conquistas europeas del siglo XV.

En Colombia para el año 1998 se introdujo la pimienta por el departamento del putumayo, específicamente por el municipio de San Miguel frontera con el Ecuador.

Novedades

Historia:

En la historia de la humanidad, pocos artículos han promovido tanto dinamismo a la propia existencia, como lo hicieron las especias, y en particular la pimienta, de cuya historia se tienen noticias por lo menos desde el siglo IV A.C. Hay algunos escritos de Hipócrates, quien desde ese tiempo, la describe como un medicamento bueno para el estómago, como inductor del apetito y como un afrodisíaco.

El hombre civilizado siempre ha realzado el sabor y el perfume de sus alimentos con la ayuda de las propiedades aromáticas de algunas plantas. Las virtudes culinarias de las especias, que son precisamente plantas aromáticas, son la de contribuir a la apetencia de los alimentos y a su digestibilidad. Tienen además de un sabor y un perfume característico, propiedades que realzan extraordinariamente el gusto de los platos. Suelen proceder de los frutos de árboles o arbustos exóticos, como es el caso de las diferentes pimientas negra, blanca y roja, que son bayas.

No hay evidencia sobre algún efecto dañino de las especias y hierbas sobre la salud humana, en las cantidades que las consumimos. Más bien, tienen un efecto beneficioso sobre la digestión, pues estimulan la producción de saliva.

De las plantas aromáticas, la que más ha sobresalido por sus propiedades como saborizante y aromatizante, desde la antigüedad hasta nuestros días, ha sido la pimienta.

Virtudes medicinales:

Hemostática, diurética, diaforética, emenagoga (Provoca la regla o evacuación menstrual en las mujeres) hipotensora. Se ha utilizado para el tratamiento de las hemorroides y hemorragias uterinas. Sin embargo, para obtener un efecto positivo, debe administrarse en dosis suficientes y durante un período prolongado.

Esta planta tiene no solo aplicaciones indudablemente culinarias, también se utiliza en medicina. Combate eficazmente las hemorragias de la varices o del varicocele, del hígado, vejiga o matriz. Se le atribuyen propiedades vaso–constrictoras. Cura las hemorroides.

Entre sus componentes figuran aceites esenciales, ericolina, materias nitrogenadas y otras sustancias. Además tiene propiedades como antioxidante natural.

También se le han atribuido propiedades beneficiosas frente al cáncer. El efecto de las especias sobre la salud se conoce desde tiempos remotos. Los griegos las utilizaban como medicamento para el estómago y les atribuían propiedades afrodisíacas. En Europa y el lejano oriente, se empleaban como fármacos con propiedades parecidas a los actuales antibióticos. La pimienta se utilizaba contra infecciones como escarlatina, disentería, el cólera, la viruela, la peste bubónica, y otras enfermedades propias de la época.

Recetas

Salsa de pimienta Tulkana verde y negra

Ingredientes:

  • Aceite
  • Nata Líquida
  • Pastilla de Avecream
  • Pimienta Tulkana molida
  • Granos de pimienta Tulkana verde y negra
  • Mantequilla

Preparación en simples pasos

Paso 1

Ponemos una sartén al fuego con un poco de aceite de oliva y un trocito de mantequilla a derretir, cuando esté derretida, le ponemos unos granos de pimienta Tulkana verde y negra, salteamos ligeramente y añadimos la nata líquida, rebajamos el fuego. Removemos para que no se pegue y dejamos que tome temperatura.

Paso 2

Ahora le vamos a añadir media pastilla de Avecrem desmenuzada y, para finalizar, le vamos a poner unas gotas de coñac (una cucharilla pequeña).

Paso 3

Dejamos que cueza alrededor de 3 minutos a fuego medio / lento y removiendo a menudo para que no se pegue. Veremos que poco a poco se va reduciendo y adquiere más consistencia o espesor.

Chuletas adobadas con limón, Pimienta Tulkana y cilantro

Ingredientes:

  • Media taza de sazonador para carnes
  • 4 dientes de ajo picados
  • 2 limones verdes
  • 8 chuletas de cerdo (con o sin hueso)
  • 3 tazas de hojas de cilantro
  • 1 o 2 chiles chipotle en adobo (según gusto)
  • Caldo de carne (una cucharada pequeña)
  • Salsa de tomate (media cucharada)
  • Aceite de oliva (2 cucharadas)
  • Perejil picado
  • Cilantro picado
  • Pimienta Tulkana al gusto

Preparación en simples pasos

Para entre 6 y 8 personas

Paso 1

Tomamos un tazón y mezclamos en él un cuarto de taza de sazonador, los cuatro dientes de ajo picados muy finamente y el jugo de los dos limones verdes.

Paso 2

Ahora en un recipiente ponemos las chuletas de cerdo y le agregamos la mezcla anterior a modo de adobo, dejando macerar durante al menos una hora.

Paso 3

Ahora ponemos en una batidora las 3 tazas de hojas de cilantro, la mermelada de albaricoque, el resto del sazonador, el (o los) chiles chipotle y el caldo de carne. Lo batimos bien hasta que tenga una consistencia homogénea.

Paso 4

Ponemos aceite en una sartén y la calentamos a fuego vivo pero no demasiado alto. En la sartén freiremos las chuletas, unos 3 minutos como mucho por cada lado y cuando estén listas le agregaremos un poco de la salsa de cilantro y reducimos el fuego a un punto medio, dejando que la salta de un hervor sobre la carne (entre 2 y 4 minutos). Cuando la salsa haya espesado un poco o las chuletas estén en su punto las retiraremos.

Solomito de cerdo a la Pimienta Tulkana

Ingredientes (para cuadro personas):

  • 800 – 1000 g de solomito de cerdo cortado en medallones gruesos (3 cm)
  • 300 ml de caldo de carne
  • 50 g de cebolla picada muy finamente
  • 2 cucharadas de Pimienta Tulkana
  • 2 cucharadas de brandy
  • 200 ml de nata para cocinar
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Mantequilla

Preparación en simples pasos

Paso 1

Con un cuchillo bien afilado, quitamos las vetas de grasa y nervios que pueda tener el solomillo. No es necesario que quede totalmente limpio de ellas pero al menos, sí que hay que quitar las partes más grandes.

Paso 2

Después lo salpimentamos y lo sellamos en una sartén a fuego fuerte, con un chorrito de aceite. Si puedes sellarlo sin cortar el solomillo, mejor que mejor. La idea es cocinarlo por fuera, dejándolo crudo por dentro.

Paso 3

Una vez esté sellado, lo ponemos en una fuente de horno y metemos todo al horno a 200ºC. Calor arriba y abajo. Alrededor de 15 minutos

Paso 4

Mientras se cocina, preparamos la salsa. En un mortero ponemos la pimienta en grano y la molemos. La mayoría debe quedar bien molido pero, no pasa nada si quedan granos enteros o casi enteros.

Paso 5

Añadimos la pimienta marca Tulkana donde habíamos sellado el solomillo y la tostamos durante unos 30 segundos, removiéndola constantemente.

Paso 6

Pasado el tiempo, añadimos el licor que hayamos elegido (Whisky, coñac, ron) y dejamos cocinar un minuto más, que se evapore el alcohol.

Paso 7

Después echamos la nata y una pizca de sal, para que la salsa no sepa sosa. Dejamos cocinar a fuego suave unos 10 minutos.

Paso 8

Pasado el tiempo, sacamos el solomillo del horno, lo cortamos en rodajas y lo servimos con unas cucharadas de salsa por encima…

Labor Social

Cultivos de paz

Desde del Putumayo llegó la pimienta a la Finca Balcones, ubicada en las agrestes laderas del suroeste antioqueño en las estribaciones de la Cordillera Occidental, muy cerca al Río Cauca.

Además de la producción en Antioquia, Pimienta Tulkana, desarrolló un acuerdo con los cultivadores del Putumayo, para comercializar su pimienta. Este acuerdo es muy importante para los cultivadores, pues se asegura la sostenibilidad de los cultivos, mediante su oportuno mercadeo y se previene volver a los cultivos ilícitos.

Erradicar o sustituir los cultivos ilícitos es uno de los pasos hacia la transformación de la sociedad rural que busca, dejar a un lado el estigma que ha cargado durante tanto tiempo el campesinado colombiano en general y el del Putumayo en particular.

Pimienta Tulkana, mediante la producción y comercialización de esta especia, de Antioquia y del Putumayo, es una importante alternativa para la sustitución de cultivos ilícitos y para apoyar la consolidación de la paz en Colombia

Equipo de trabajo

Foto-ely

Elizabeth Vélez

Ejecutiva de venta

comercial-2@tulkana.com

Jorge E. Londoño

Gerente

gerencia@tulkana.com

Amalín Taleb Velásquez

Directora Mercadeo y Ventas

mercadeo@tulkana.com

Equipo de trabajo

Ely

Elizabeth Vélez

Ejecutiva de venta

comercial-2@tulkana.com

Jorge E. Londoño

Gerente

gerencia@tulkana.com

Amalín Taleb Velásquez

Directora Mercadeo y Ventas

mercadeo@tulkana.com

Contacto

    Acepto recibir newslatter, ofertas y promociones en mi correo electrónico

    Calle 20 a sur # 20- 140Medellín
    313 611 90 42 - 310 830 71 24
    info@tulkana.com
    Horario 24/7

    Start typing and press Enter to search

    Shopping Cart